ADELGAZAR con Muy delgada .com

AdelgazarRecetas para adelgazarPastillas para adelgazarDietas
Tratamiento de la bulimia nerviosa, curar la bulimia, curación para las bulímicas, terapia psicológica de grupo, psicoterapia, antidepresivos, prozac, prevención, prevenir la bulimia, terapias psicológicas, terapia cognitivo comportamental, cura la bulimia.
[Elige tu dieta] - [Pastillas adelgazantes efectivas] - [Suplementos vitamínicos] - [Tés e infusiones adelgazantes] - [Gasta calorías] - [Controla la ansiedad] - [Recetas bajas en calorías] - [Recetas cocina vegetariana] - [¿Estás en forma? Compruébalo] - [Famosas: su antes y después de la dieta] - [Tu peso ideal] - [Anorexia] - [Bulimia] - [Obesidad] - [Las dietas] - [Ejercicio físico]

TRATAMIENTO DE LA BULIMIA NERVIOSA

Cómo se cura la bulimia

La forma más popular de tratamiento es la terapia psicológica, a menudo psicoterapia de grupo o terapia cognitivo comportamental. Las anoréxicas y bulímicas suelen seguir los mismos tipos de tratamiento y es habitual verlas juntas en los grupos de terapia. Esto es así porque la anorexia y la bulimia tienen una gran relación, y es probable que las afectadas pasen de un desorden a otro. La terapia se centra en los hechos subyacentes que causan que la paciente desarrolle estos comportamientos, así como en los síntomas alimenticios actuales.

En combinación con la terapia, muchos psiquiatras prescriben antidepresivos o antipsicóticos. Se usan varios antidepresivos, pero el más prometedor para la bulimia es el Prozac. En un estudio realizado entre 382 pacientes con bulimia, las que tomaron entre 20 y 60 mg de Prozac redujeron sus síntomas del 45% al 67% respectivamente. Sin embargo, el Prozac es el único medicamento que ha sido probado para la bulimia, así que es posible que otros puedan ser más efectivos. A menudo, las compañías de seguros no pagarán otros medicamentos hasta que el paciente haya seguido el tratamiento con Prozac. También se usan antipsicóticos, pero en dosis más pequeñas de las usadas para tratar la esquizofrenia. Con un desorden alimenticio, el paciente percibe la realidad de forma diferente y tiene dificultad para percibir lo que es comer de forma normal.

El tratamiento es más efectivo si se produce en las etapas iniciales del desorden. Por desgracia, como es un desorden fácil de ocultar y menos visible físicamente, el diagnóstico y tratamiento suelen llegar demasiado tarde. Antes, las personas con bulimia eran hospitalizadas y dadas de alta cuando los síntomas remitían. En la actualidad esto es infrecuente ya que sólo resuelve la superficie del problema y poco después reaparece el desorden de forma severa, o incluso peor, de la que tenían en un principio.

Las investigaciones actuales indican que el 30% de las pacientes mejoran rápidamente, mientras que el 40% permanecen crónicas. Aplicar el tratamiento lo antes posible es fundamental en la tasa de recuperación. La doctora Sabine Naessén, del Instituto Karolinska, ha descubierto que algunas pacientes con bulimia sufren un desbalance hormonal de testosterona y la admistración de píldoras anticonceptivas que contienen estrógenos resulta en una disminución de los síntomas. Esta investigación está en etapas iniciales y deben realizarse nuevos estudios para determinar la eficacia y aplicación de dicho tratamiento.

Prevención de la bulimia

Actualmente no se conoce ninguna forma de prevenir la aparición de la bulimia nerviosa. Podría ayudar el enfatizar menos la perfección física a nivel social y cultural, pero es difícil hacer cambios sociales. El mejor método para prevenir la progresión de la enfermedad es contactar con el médico y recibir psicoterapia. Los adultos tienen un gran impacto sobre sus hijos, y es importante enseñarles a adoptar una dieta saludable e incorporar actividades divertidas en ellas. También debería enseñarse a los niños a darle importancia a sus características y cualidades internas más que a las externas enfocadas en la sociedad y los medios de comunicación.

Editor: GFDL, v.o., Muydelgada.com, 2015.

Bulimia nerviosa: Diagnóstico, Causas, Consecuencias, Factores de riesgo, Tratamiento y prevención, Desórdenes relacionados.

Editor: Guillermo Pérez - Política de privacidad y cookies - Aviso legal